Imposición de Manos: Las Manos Curadoras

Ayudanos a Difundir el Reiki

La imposición de manos, es una práctica habitual en Reiki.

En este blog post vamos a contarte como poco a poco más la medicina tradicional da sitio al Reiki como ayuda de determinadas afecciones, en especial en el tratamiento de la Depresiones.

En el momento en que nos duele algo, el estómago o bien una muela, de manera automática nos llevamos la mano a ese sitio tal y como si el simple contacto nos aliviara el dolor.

Imposición de Manos: Las Manos Curadoras

Imposición de Manos: Las Manos Curadoras

De forma natural, sin darnos cuenta, aplicamos el fundamento del reiki, una terapia milenaria nipona para curar por medio de las manos que cada vez tienen más adeptos en Europa.

Las personas que lo practican aseguran que es pasmoso de qué manera marcha y muchas aseveran que ha alterado su vida.

Aun la medicina usual, siempre y en toda circunstancia incrédula ante esta clase de técnicas opciones alternativas, ya ha comenzado a darlo en centros de salud.

El reiki, que en nipón significa ‘energía universal’, consiste en encauzar mediante las manos una poderosa fuente de vibración, que está fuera, cara uno mismo o bien cara otras personas para sanar enfermedades físicas o bien curar emociones. Además de esto, cualquiera puede practicarlo o bien recibirlo, en tanto que no es un ‘don’ singular reservado a unos privilegiados, sino más bien una técnica que se puede aprender.

“El reiki está al alcance de cualquiera, todo el planeta puede hacerlo y siempre y en toda circunstancia es para bien”

John Curtin, profesor reiki

Si bien esta práctica de encauzar energía tiene más de tres mil años de antigüedad, cayó prácticamente en el olvido hasta el momento en que fue salvada en mil novecientos veinte por el doctor Usui, un fraile y catedrático nipón al que se considera el primer profesor reiki.

Como la acupuntura o bien el shiatsu, esta técnica una parte de una tesis muy sencilla: que el humano es “todo energía”, aseveración que si bien semeja muy esotérica comparte aspectos con la física cuántica. El reiki mantiene que cuando la energía se bloquea, por cualquier circunstancia, es cuando se genera una enfermedad. La imposición de las manos en la zona enquistada, donde la energía ha quedado taponada, sirve para disolver ese ‘nudo’ que impide que la energía fluya y de esta forma devolver el equilibrio al organismo.

“El reiki es una herramienta poderosísima que está al alcance de cualquiera. No hace falta nada singular, todo el planeta puede hacerlo. Además de esto, no tiene contraindicaciones pues siempre y en toda circunstancia es para bien”, asegura John Curtin, profesor reiki y presidente de la Fundación Sauce, donde ya se han formado más de seis mil pupilos en los cursos que da para instruirse en esta técnica.

LEER  Sesión de Reiki: ¿En Que Consiste?

Curtin se encontró con el reiki más por necesidad que por convencimiento. Hace unos años, cuando dirigía una compañía de informática, padeció una parálisis facial que le dejó inutilizado un lado de la cara. Los neurólogos le afirmaron que no tenía sanación y que se quedaría de este modo para toda la vida. Tras probar de todo, comenzó a percibir reiki y en 3 meses recobró la movilidad de la cara por completo. “Como informático era muy incrédulo ante este género de terapias, mas experimenté en mí los resultados. Siempre y en todo momento digo que lo esencial no es si te lo crees o bien no, lo esencial es que el reiki marcha”, explica Curtin.
Terapia en centros de salud

El reiki no solo es compatible con cualquier tratamiento médico, sino además de esto actúa como complemento, en tanto que en ningún caso se aconseja suspender ninguna medicación para reemplazarla con esta técnica. Además de esto, está reconocida como terapia opción alternativa por la OMS (OMS). En verdad, en E.U. y R. Unido ya se usa en más de mil centros hospitalarios y está incluido en el Sistema Público de Salud. En el estado de la ciudad de Nueva York, hasta los servicios de urgencia están formados para dar reiki.
Usui, primer profesor reiki.

En España, donde esta terapia todavía lleva pocos años de desarrollo, todavía no se ha llegado tan lejos, mas ya se aplica en múltiples centros de salud como el Gregorio Marañón o bien La Paz merced a los buenos resultados que se han observado en los pacientes. “Contamos con pactos de cooperación con 5 centros de salud de la villa de Madrid para aplicación de reiki a enfermos”, asegura Curtin. La fundación que dirige cuenta con más de trescientos voluntarios que imponen las manos a los enfermos para calmar sus dolores.

Entre otros muchos, muchos pacientes de cáncer reciben sesiones de reiki, puesto que se ha utilizado de forma exitosa en combinación con la quimioterapia para asistir al organismo a sostener la fortaleza física precisa para aguantar el tratamiento. “Aprendí reiki para asistir a mi tía que sufre cáncer. Ahora me afirma que se siente mejor tras darle una sesión. Sé que desde fuera semeja una insensatez, mas es increíble”, explica María Jesús.

LEER  Cristales en el Reiki: Sus Usos

Sus seguidores aseguran que el reiki sirve para curar una inacabable lista de enfermedades, tanto físicas como sensibles. De esta forma, aseveran que su “práctica frecuente” puede calmar e inclusive sanar dolores crónicos como la artritis, reuma o bien jaquecas. Asimismo apresurar la restauración de lesiones óseas y musculares, asistir el organismo a combatir infecciones o bien atenuar el agobio y la ansiedad.

Imposición de Manos Contra la Depresión

La práctica de la Imposición de Manos asimismo lucha contra la enfermedad del siglo XXI: la depresión. “Como su objetivo es compensar energéticamente a la persona tanto física como espiritualmente, este género de enfermedades psíquicas desaparecen cuando la persona vuelve a su estado de equilibrio”, explica Curtin.

“No hay cuerpos enfermos, hay ánimas enfermas”, afirma una máxima reiki

Es el caso de Vela, una azafata que sufre depresión y lleva años medicada sin conseguir ninguna mejora. Asistió a ver a John Curtin para percibir un tratamiento, que se compone de un mínimo de 3 sesiones de reiki, pues una amiga se lo había recomendado. “Comprendí que mi depresión procedía de un bloqueo sensible y las sesiones de reiki me sirvieron para liberar esa sofocación contenida. Sentía como una bola en la garganta y otra en el pecho que me impedían respirar. Poquito a poco esa bola que hasta apreciaba físicamente se han ido disolviendo y ahora prácticamente no tomo medicación”, explica Vela.

Como todas y cada una de las técnicas orientales, el reiki trata a la persona como a un todo. Esto es, no distingue entre cuerpo y espíritu. Hay una máxima de esta técnica que afirma que “no hay cuerpos enfermos, hay ánimas enfermas”. De este modo, los maestros sostienen que las enfermedades no se dan apartadas, sino más bien a consecuencia del desequilibrio entre ánima y cuerpo.

Manuela González asimismo se dedica a dar sesiones de reiki.

Asegura que la fuerza que sale de la imposición de  manos – es solo un canal- lo único que hace es restituir el orden, pues hay ocasiones en que “las energías están en guerra civil”. Bastantes personas asisten a su consulta para darse “un chute de energía” como afirma entre risas José María, directivo de márketing de una web o bien para tratar las enfermedades de “una enfermedad reumática”, en el caso de María, cronista.

LEER  Cristales en el Reiki: Sus Usos

“Autosanarmos , es una capacidad natural que todos tenemos”

Manuela González Yáñez, profesora reiki

“En el momento en que nos sentimos mal, insatisfechos, enfermos físicamente o bien emotivamente la terapia de reiki nos ayuda a reconocer nuestra esencia y lo que precisamos alterar, que es posible que no coincida con lo que deseamos, para continuar en un estado de salud”, explica González, profesora de reiki por la Asociación Servicio reiki.

Los maestros reiki defienden el pasmoso poder de autocuración del humano que se pierde con los años. “En suma, autosanamos , que es una capacidad natural que todos tenemos y que con la ayuda de un profesor de reiki comenzamos a volver a descubrir”, remarca González.

De este modo, coincide con Curtin en que es el paciente el que “toma las bridas” de su curación.

Como terapia energética el reiki y la imposición de manos, no está vinculado a ninguna ideología ni religión. En verdad, la Iglesia Católica tiene a maestros reiki entre sus miembros.

No en balde en el Nuevo Testamento se narra de qué manera los apóstoles efectuaban milagros a través de la Imposición de Manos para curar representando a Jesús. Cambian la forma de decirlo mas no el significado: donde la tradición nipona habla de energía universal de la vida, los católicos afirman Dios.

“No es incompatible con la fe católica, para mí es Dios el que cura. En verdad, abro la sesión de reiki con un Ave María”, explica sor Margarita, una monja que estudió reiki como herramienta para calmar a los más desfavorecidos. Es más, el propio Juan Pablo II dio la bendición a sor Mariusza, monja polaca y profesora reiki por su tarea en la Congregación de la Posjonistek.

Los que practican imposición de manos, aseguran que cuanto más reiki haces, mejor te sientes.

Y es que descubrir que tu salud y tu dicha están al alcance de tu mano, jamás mejor dicho, lo cambia todo.

Si bien aún muchos se resisten a pensar que el poder está en la palma de su mano.

Espero que este artículo te haya traído un tanto más de luz, nos agradaría que nos comentes y nos asistas a propagarlo, compártelo.

TE GUSTARÍA SABER MÁS SOBRE LAS DISTINTAS TERPIAS DEL REIKI, HAZ CLICK AQUÍ

 

 

El Feng Shui

Aprenda Todo Sobre El Feng Shui

Te Gustó? Ayúdanos a llegar a Más Personas Compartiéndolo en Las Redes Sociales!

 


Ayudanos a Difundir el Reiki

Leave a Reply

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.